¡Por fin en casa!

bienvenidos a casa

“Shhhh… ya están todos dormidos…” “No, no, oigo teclas, alguien sigue por ahí…” “Da igual, estoy emocionado… ¡por fin nos han estrenado los Soles y las Estrellas!” “Qué ilusión, cada uno colgando sus chaquetas…” “¿Habéis visto qué fotos tan bonitas nos han puesto? Ha merecido la pena esperar semanas y semanas dentro del armario para lucir estas sonrisas en nuestro interior…” “Cuando abrían el armario y veían la bolsa les oía decir que faltaba uno de nosotros…” “Nah, esta gente siempre está pensando en hacer cosas y lo va dejando y dejando…”

Pues sí, en la casa refamiliar no hay cortinas y las paredes están por decorar, pero al hueco de detrás de la puerta de la entrada, tan relevante y vistoso, no le falta detalle… Permitidme que os presente mis últimas ikeanas: un cuelga llaves y un perchero de pared.

(más…)