arsenal de madre

Recursos de una madre en apuros

Platos y vasos descabalados

secado portada

Cuando el Cielo y yo nos atrevimos a protagonizar la mayor mudanza de la historia, en una cocina sembrada de cajas, rescatamos dos vajillas, dos cuberterías y dos cristalerías igual de apreciadas por sus respectivos dueños.

Yo aporté mi vajilla de cristal bicolor: los platos llanos son verdes y tienen unas flores rosas que crecen enredándose, así que combiné el resto de platos comprando la mitad rosa y la otra mitad verde, tanto en platos hondos como de postre. El Cielo trajo su vajilla blanca y lisa, de loza sencilla y resistente, con sus platos brillantes e iguales entre sí.

En los platos floreados, yo servía a los niños grandes dosis de imaginación, ingenio y alegría, y comiendo en ellos, los Soles crecieron como hermanos, compartiendo todo. Aprendieron a colocarlos en la mesa, a contar cucharadas y a negociar las últimas.

A las niñas sobre sus platos blancos, el Cielo les ofrecía dedicación y constancia, y las Estrellas se alimentaban valorando el esfuerzo y respetando las formas, esperando a que se los llenasen y saboreando comidas sencillas.

(más…)

La Refamilia crece…

4 pares de pies de Soles y Estrellas

Personajes: Estrella Mayor, Estrella Menor, Primer Sol, Segundo Sol y servidora.

Situación: Montados los cinco en el Refamilia-wagen, con el Cielo invitado gentilmente a un evento profesional. Últimamente prefiero conducir yo porque me fríen a preguntas y a “cuéntanos cosas”, y así tengo la excusa de tener que ir pendiente de la carretera (malamadre que es una). Pero esta vez iba sola con ellos a un taller de alfarería y no había escapatoria posible… Hablando de trascendentalidades de la vida, la Estrella Mayor me pregunta:

-“Ana, ¿tú quieres tener nietos?

-“Sí, claro: cuando los Soles tengan la edad adecuada, me encantará que tengan hijos…” Yo siempre meto cuñas de madre en estos temas, no puedo evitarlo :)

(más…)

El Segundo Sol y las teorías educativas (y 2)

Estimado Segundo Sol,

Acusamos recibo de las necesidades manifestadas e iniciamos diversos trámites para dar cumplida respuesta a cada una de ellas.

Quedamos a la espera de conocer su satisfacción con las medidas adoptadas y aprovechamos para enviarle un cordial mordisquito.

Atentamente,

Equipo Directivo de la Refamilia

Cada uno a su ritmo

Pues si, cariño, cada uno a su ritmo y yo la primera, que si bien es cierto que no tengo que colocar todos los lego en una formación muy concreta antes de ir a lavarme la cara, también lo es que mi recién descubierto espíritu instagramero me susurra que tengo que fotografiar algo sí o sí, incluso aunque se enfríe la cena ;)

Y he hecho un gran descubrimiento al respecto: para poder ir despacio, necesitamos más tiempo. Tiempo para disfrutar de nuestras cosas propias y entre nosotros. Tiempo para que no tengamos que mirar el reloj constantemente y podamos estar en el ahora sin pensar en lo siguiente.

Me he dado a la loca vida de priorizar y ya no pretendo hacer mil cosas a la vez, sino disfrutar de la que tengo entre manos cada vez. A veces levantarse un poco antes y disponer de ese tiempo es más importante que quedarse diez minutos más en la cama. A veces hay que marcar tiempos para no robarle tiempo a lo siguiente (si se alarga la cena innecesariamente, nos metemos en la ducha atacados, o nos saltamos el cuento, o se me escapa algún grito… y no merece la pena)

(más…)

El Segundo Sol y las teorías educativas

Sé que va a parecer pasión de madre, pero tengo evidencia casi científica de que el Segundo Sol es un visionario… o bien lo es porque sabe identificar y expresar sus necesidades, o bien lo es porque embauca a las ponentes de los talleres de padres a los que voy (no se puede ser buena madre si no te angustias, por lo menos, por una docena de teorías educativas), pero sin duda, lo es.

Esta es la lista de demandas que ha ido desgranando el Segundo Sol, algunas veces con moderación y prácticas de buen orador; otras con los ojos llenos de lágrimas y la indignación pintada en la voz, según el caso…

  • Mamá, dice la profe que cada niño tiene su ritmo, y que hay que respetarlo” Yo suelo responder con un “No tengas morro, que llevas media hora cenando, no has parado de hablar y sólo has comido pan, no es que comas despacio, ¡es que no comes!”; “Vale, ¿pero me das más pan?” Grandes argumentos para conseguir objetivos ocultos, ¿qué va a ser este niño de mayor? No me lo digáis, que no quiero saberlo. Yo estoy ilusionadísima preparándome para la alfombra roja, que si Di Caprio llevó a su madre, seguro que el Segundo Sol me lleva a mí cuando le den el Óscar a mejor actor.

(más…)

12 cosas que hacer con niños en una tarde lluviosa

Ideas para una tarde lluviosa con ninos

Han pasado nada menos que dos meses desde que la mano inocente del Segundo Sol escogió ganador del primer sorteo de la Refamilia, y Mariu quería ideas para una tarde lluviosa con sus niñas.

En estos dos meses hago recuento de 12 posts: buena cosecha de frases célebres caseras, un par de ideas de organización refamiliar, varios momentos para el recuerdo y algunos posts tan especiales como el de Madre de Edición Limitada, Amistad 2.0 y Sensaciones en el Camino… Podría recrearme en las horas de inspiración y trabajo dedicadas, a las que sumar las del trabajo, el disfrute de la Refamilia, el día a día de lavadoras y cocinitas, los ratitos románticos con el Cielo, la desidia de alguna tarde… no son malas excusas mentales, la verdad, pero ni por esas puedo negar la evidencia: ayer terminé la lotería de mimitos para la flamante (y paciente) ganadora del sorteo.

(más…)

Protocolo de emergencia

Accidente de lego

Guardia imperial accidentado tras chocar su A-wing con una pared de bloques…

Cuando éramos minifamilia y vivía sola con los Soles, a veces imaginaba esta escena: la madre inconsciente (¡o aún peor!) y los niños, tan pequeños, llamándola “mamá, ¡mamá!” sin obtener respuesta, con lágrimas cayendo por sus mejillas al no comprender por qué su madre, siempre solícita, no les atiende… Suena el teléfono varias veces a lo largo de la mañana, pero el interlocutor no alcanza a imaginar la tragedia, y desiste… Pasan las horas, los niños solos, nadie se da todavía cuenta y ellos con pena y hambre…

Pero yo no soy dramática, conste en acta… Digamos que el Primer Sol heredó la parte reflexiva y responsable y el Segundo la imaginativa y creativa. Como la imaginación ya entró en escena, le toca a la responsabilidad representar su papel, y de la posibilidad de que ocurriese algo similar, surgió el primer protocolo de emergencia.

(más…)

Hora de ir al cole…

hora de ir al cole

La primavera, por el Segundo Sol (mar 2014)

prisa, según la RAE

1. f. Prontitud y rapidez con que sucede o se ejecuta algo.

2. f. Necesidad o deseo de ejecutar algo con urgencia.

[…]

andar alguien de ~.

1. loc. verb. U. para referirse a quien parece que le falta tiempo para cumplir con las ocupaciones y negocios que tiene a su cargo.

dar ~.

1. loc. verb. Instar y obligar a alguien a que ejecute algo con presteza y brevedad.

darse alguien ~.

1. loc. verb. Acelerarse, apresurarse en la ejecución de algo.

de ~ y corriendo.

1. loc. adv. Con la mayor celeridad, atropelladamente, sin detención o pausa alguna.

meter alguien ~.

1. loc. verb. Apresurar las cosas.

La que suscribe suele ir de prisa y corriendo. Más por necesidad que por deseo, como todos, aunque he de reconocer que una vez subida al carro, a veces es difícil discernir. Dándole vueltas al tema me descubro altruista, porque mi prisa suele venir motivada por el bienestar de los niños: para que lleguen pronto al cole y puedan desayunar tranquilamente, para que terminen pronto los deberes y puedan jugar, para que terminen pronto la cena y puedan leer, para que se acuesten pronto y puedan descansar. ¿Y hay algún fin mejor que el bienestar de los hijos…?

(más…)

Madre de edición limitada

I am not a perfect mother, but I am a limited edition

Una mañana, esperando el autobús, compartía banco frío e incómodo con una chica y su hijo, de unos tres años. El niño se hizo daño, no recuerdo cómo, y rompió a llorar. La madre, toda dulzura, le sentó en su regazo murmurándole y le dio un besito “¿Lo ves?, no es nada, ya no duele” y el niño se calmó y sonrió con un lagrimón aún cayéndole por la mejilla. Yo tendría 20 años, pero pensé “Yo quiero ser una madre así.” Sólo recuerdo que la chica iba en vaqueros y llevaba una coleta negra, pero es una de esas ‘personas que’ y le he sonreído mentalmente cada vez que uno de mis Soles se ha hecho pupa

(más…)

Calendario de la Refamilia

Voy a hacer una confesión: una Refamilia es lío estupendo, y además de mucho amor, se necesita una logística considerable, especialmente en lo que se refiere al calendario. Ya está, ya lo he dicho.

Y haciendo de nuestra capa un sayo, estrenamos categoría en el blog refamiliar, con un nombre de lo más significativo: ¡organización! ¿Y qué vais a poder cotillear aquí? Trucos y apaños (tips en plan chic 2.0) de nuestro arsenal de padres para poner un poco de orden entre vástagos propios y ajenos (y equilibrio mental a nuestro día a día, para qué negarlo)

Atención: Prácticas no testadas fuera del hogar refamiliar; la Refamilia no se responsabiliza en modo alguno del resultado de la aplicación de estas ideas en otras casas ni garantiza resultados similares en otras condiciones educativas.

Nosotros lo primero que necesitamos para organizarnos es saber cuántos vamos a ser para comer, dormir, poner lavadoras, lavavajillas y planificar ocio, y hace tiempo que la Refamilia venía demandando un calendario accesible para todos.

(más…)

Fiesta de cumpleaños DIY con mucho arte

Hace unos días en la Refamilia volvíamos a estar de celebración: nuestra Estrella Mayor cuenta ya 9 años. Yo no he vivido sus primeros 7, pero será genial compartir los próximos 70 :)

El cumpleaños fue muy especial para mí; los días y horas previos fui un manojito de nervios porque, para variar, me hubiese gustado preparar mejor las cosas, pero al final la felicidad real supera a la imaginada. Las cosas fueron a su aire, como siempre y, aunque no hicimos algunas de las programadas, surgieron otras maravillosas.

La primera parte del cumple fue el DIY de los adultos. Do galletas de gengibre yourself, palmeritas yourself  (Cumpleaños DIY, sin duda :) y cúrratelo-para-que-coman-fruta-en-un-cumple yourself para merendar. ¿Y cómo se consigue lo último?, con un truco llamado mini fuente de chocolate…

collage merienda

Nota para lanzar a gusto una piedra sobre mi propio tejado: las fotos son un desastre. Las hice de noche, sin haber empezado el Hello!Fotografía de Begoña y, a pesar de mis ratos largos con los editores de imagen, no consigo milagros, no sé por qué será… Aviso porque siguen como 30 fotos en formato collage que, como veréis, me tengo trilladas todas las plantillas.

(más…)